EMDR y SHEC

La Desensibilización y Reprocesamiento por los Movimientos Oculares (EMDR) y la Sincronización de Hemisferios Cerebrales (SHEC) son técnicas de estimulación bilateral basadas en la neurofisiología y en cómo procesa la información nuestro cerebro.

La persona comienza narrando detalladamente el acontecimiento sucedido y experimentando a la vez en el cuerpo emociones asociadas a dicha vivencia. Durante el proceso se van a activando los hemisferios encargados de sentir y comprender mediante ejercicios con los ojos, sonidos o tacto. De esta manera se consigue reducir el malestar intenso derivado del trauma y por tanto, asimilarlo de manera adecuada.

Para entender el funcionamiento de estas técnicas es necesario hablar de qué es un trauma y cómo lo procesa nuestro cerebro.

EMDR y SHEC - EnMente psicólogosUn trauma es una «herida psicológica» que puede ser provocada por diversas situaciones. Hay dos tipos de trauma:

  • Traumas T: son causados por hechos de gran magnitud, como desastres naturales, accidentes, guerras, abusos, etc.
  • Traumas t: su origen está relacionado con hechos aparentemente menos importantes, como sentirse desprotegido en momentos en los que era necesario sentir seguridad, sentirse traicionado, haber sido aislado socialmente, etc.

 

El impacto de estas situaciones provoca una intensidad emocional tan alta que se queda archivada. El cerebro archiva la emoción de manera disfuncional, por lo que no puede utilizarse ni integrarse a la experiencia cotidiana del sujeto y, por consiguiente, se convierte en detonante de los síntomas del paciente.

Para expresarlo con más precisión: la información queda asociada a los sistemas de memoria implícita de modo similar al momento en el que se experimentó la experiencia traumática. De ello se desprende que, cuando la persona se enfrenta a una situación que guarda cierta similitud con la experiencia que resultó traumática, se convierte en víctima de una reacción que va desde la desazón al miedo, el rechazo, la ira o bloqueos a nivel muscular o fisiológico. Es decir, aparece la misma respuesta del cuerpo que cuando vivió la experiencia traumática.

Cómo funciona el EMDR y SHEC

El objetivo de estas técnicas es integrar aquellos acontecimientos de nuestra vida que no hemos podido asimilar de manera adecuada. Como hemos dicho anteriormente, en el momento en que ocurrió dicha situación el malestar fue tan intenso o no pudimos poner en marcha recursos adecuados para afrontarla que la apartamos de la conciencia.
Las técnicas de EMDR y SHEC entienden que, para afrontar las situaciones de la vida que nos afectan, tenemos que crear puentes entre el hemisferio derecho, encargado de las emociones, y el hemisferio izquierdo, el analítico encargado de entender y razonar.

EnMente psicólogos - Las técnicas EMDR y SHEC

Cualquier situación de la vida cotidiana que genere una emoción negativa en nosotros (por ejemplo, perder una tarjeta de crédito) primero provocará rabia, ansiedad, preocupación… (localizado en el hemisferio derecho). Más tarde será necesario asimilar lo ocurrido mediante la solución de problemas o a través de mensajes de calma (hemisferio izquierdo), como «a lo mejor está en casa, porque cambié de cartera ayer», «es una faena pero anulo la tarjeta y la semana que viene el banco me manda otra», «a veces pasan estas cosas, no soy perfecto», etc.

Aunque el pasado no puede cambiarse, es posible dejar de sufrir tanto por él.

Objetivo del EMDR y SHEC

Cerebro - hemisferio derecho e izquierdo - EnMente PsicólogosEn caso de un trauma, el objetivo es trazar lazos entre el hemisferio derecho (emoción) y el izquierdo (razón), ya sea mediante movimientos oculares, sonidos o contacto, para así poder reducir el malestar asociado e integrar la situación vivida.

¿EMDR o SHEC está indicado para mi problema?

EMDR y SHEC se utilizan especialmente para el estrés postraumático, pero también para fobias, ataques de pánico y duelos complicados.

Los psicólogos sabemos que algunos acontecimientos traumáticos pueden ser el origen de la depresión, trastorno obsesivo compulsivo, trastorno límite de personalidad, trastorno bipolar y adicciones, por lo que estas técnicas están indicadas para mejorar dichas patologías.

Tu psicóloga de EnMente valorará la necesidad de aplicar estas técnicas en función de tu problemática y situación actual.

984FansMe gusta
1,390SeguidoresSeguir
1,842SeguidoresSeguir
0suscriptoresSuscribirte
Consulta con nuestros psicólogos